La producción de fresa baja un 4% totalizando 270.000 toneladas y suben arándano y frambuesa.
2 MIN

La producción de fresa baja un 4% totalizando 270.000 toneladas y suben arándano y frambuesa.

Alimentos
Jul 22
/
2 MIN

La campaña de fresa 2021-2022 ha concluido con una producción total de 270.120 toneladas, lo que supone un descenso del 4% respecto a la temporada pasada, según la Asociación de Productores y Exportadores de la Fresa de Huelva, Freshuelva, que agrupa en torno al 95% de la producción del sector. Arándanos y frambuesas crece un 20% y 7,5% respectivamente.            

El precio medio de venta de fresa en la campaña 2021/2022 ha experimentado un crecimiento del 2,80% con relación al año anterior, que no ha compensado la extraordinaria subida de los costes de producción, viéndose reducida la rentabilidad de los cultivos, según los datos estadísticos aportados por las empresas de Freshuelva, asociación integrada en FEPEX.

Las adversidades climáticas han vuelto a marcar una campaña de la fresa que comenzó con poca cantidad de fruta debido al frío de diciembre y enero, si bien durante toda la campaña ha sido una fruta de gran calidad tanto gustativamente como en coloración y resistencia. Por otro lado, las olas de calor de las últimas semanas han hecho que una buena parte de la producción se destinara a industria, reduciéndose la venta en fresco.

Además del incremento de costes y de las adversidades climáticas, el sector ha tenido que hacer frente a las complicaciones en la comercialización derivadas de la huelga del transporte a nivel nacional que se produjo en el mes de marzo, precisamente en un momento álgido de la campaña de la fresa.

Este año, la temporada no se ha prolongado más tiempo durante el mes de junio debido a que a finales de abril y mayo las temperaturas han sido más elevadas que en años anteriores y han favorecido la entrada en el mercado de las producciones de los países europeos que compiten con la fresa española en el final de la campaña.

Resto de frutos rojos.

La producción de frambuesas ha sido de 49.990 toneladas, registrándose un aumento del 7,5% respecto a la campaña anterior. Igualmente, el precio medio de venta experimentó un incremento del 1,5%. La frambuesa se ha mantenido muy estable en demanda y precio durante prácticamente toda la campaña, además de contar con un alto estatus de calidad en prácticamente todas las variedades.

El mayor incremento de producción lo ha registrado el arándano, que, con un total de 59.100 toneladas, ha registrado una subida del 20,2% respecto al ejercicio anterior. Esto responde a que las plantaciones más recientes van alcanzando su plenitud productiva con el paso de los años. No obstante, este aumento contrasta con un elevado descenso en el precio medio de venta del 18%.

Aunque el inicio de la campaña estuvo marcado por un retraso de maduración en los primeros meses del año, después las elevadas temperaturas de mayo incidieron en una rápida maduración. Esta situación ha provocado que en esta campaña coincidan en el tiempo las producciones de distintas variedades, y también de otros orígenes, y un exceso de oferta en los mercados, con la consiguiente bajada drástica del precio del mismo durante varias semanas, lo que ha llevado a que haya sido una temporada muy difícil para los productores de arándano.

Finalmente, la producción de la mora se mantiene en las 2.000 toneladas similares a la campaña anterior, si bien la actual también ha estado marcada por un descenso en el precio medio, en este caso del 6%.

Alemania y Reino Unido siguen siendo los principales países de destino de los frutos rojos onubenses. En el caso de la fresa y a pesar del Brexit, las importaciones británicas han superado a las francesas, que se encuentran en tercer lugar. En el caso de las frambuesas y los arándanos, Países Bajos son el tercer destino de las ventas de berries onubenses.

Redacción ADN
Redacción

Generadora de contenidos audiovisuales para diferentes plataformas, produce desde la óptica de las necesidades de las personas que consumen información.

La producción de fresa baja un 4% totalizando 270.000 toneladas y suben arándano y frambuesa.
2 MIN

La producción de fresa baja un 4% totalizando 270.000 toneladas y suben arándano y frambuesa.

Alimentos
Jul 22
/
2 MIN

La campaña de fresa 2021-2022 ha concluido con una producción total de 270.120 toneladas, lo que supone un descenso del 4% respecto a la temporada pasada, según la Asociación de Productores y Exportadores de la Fresa de Huelva, Freshuelva, que agrupa en torno al 95% de la producción del sector. Arándanos y frambuesas crece un 20% y 7,5% respectivamente.            

El precio medio de venta de fresa en la campaña 2021/2022 ha experimentado un crecimiento del 2,80% con relación al año anterior, que no ha compensado la extraordinaria subida de los costes de producción, viéndose reducida la rentabilidad de los cultivos, según los datos estadísticos aportados por las empresas de Freshuelva, asociación integrada en FEPEX.

Las adversidades climáticas han vuelto a marcar una campaña de la fresa que comenzó con poca cantidad de fruta debido al frío de diciembre y enero, si bien durante toda la campaña ha sido una fruta de gran calidad tanto gustativamente como en coloración y resistencia. Por otro lado, las olas de calor de las últimas semanas han hecho que una buena parte de la producción se destinara a industria, reduciéndose la venta en fresco.

Además del incremento de costes y de las adversidades climáticas, el sector ha tenido que hacer frente a las complicaciones en la comercialización derivadas de la huelga del transporte a nivel nacional que se produjo en el mes de marzo, precisamente en un momento álgido de la campaña de la fresa.

Este año, la temporada no se ha prolongado más tiempo durante el mes de junio debido a que a finales de abril y mayo las temperaturas han sido más elevadas que en años anteriores y han favorecido la entrada en el mercado de las producciones de los países europeos que compiten con la fresa española en el final de la campaña.

Resto de frutos rojos.

La producción de frambuesas ha sido de 49.990 toneladas, registrándose un aumento del 7,5% respecto a la campaña anterior. Igualmente, el precio medio de venta experimentó un incremento del 1,5%. La frambuesa se ha mantenido muy estable en demanda y precio durante prácticamente toda la campaña, además de contar con un alto estatus de calidad en prácticamente todas las variedades.

El mayor incremento de producción lo ha registrado el arándano, que, con un total de 59.100 toneladas, ha registrado una subida del 20,2% respecto al ejercicio anterior. Esto responde a que las plantaciones más recientes van alcanzando su plenitud productiva con el paso de los años. No obstante, este aumento contrasta con un elevado descenso en el precio medio de venta del 18%.

Aunque el inicio de la campaña estuvo marcado por un retraso de maduración en los primeros meses del año, después las elevadas temperaturas de mayo incidieron en una rápida maduración. Esta situación ha provocado que en esta campaña coincidan en el tiempo las producciones de distintas variedades, y también de otros orígenes, y un exceso de oferta en los mercados, con la consiguiente bajada drástica del precio del mismo durante varias semanas, lo que ha llevado a que haya sido una temporada muy difícil para los productores de arándano.

Finalmente, la producción de la mora se mantiene en las 2.000 toneladas similares a la campaña anterior, si bien la actual también ha estado marcada por un descenso en el precio medio, en este caso del 6%.

Alemania y Reino Unido siguen siendo los principales países de destino de los frutos rojos onubenses. En el caso de la fresa y a pesar del Brexit, las importaciones británicas han superado a las francesas, que se encuentran en tercer lugar. En el caso de las frambuesas y los arándanos, Países Bajos son el tercer destino de las ventas de berries onubenses.

Redacción ADN
Redacción

Generadora de contenidos audiovisuales para diferentes plataformas, produce desde la óptica de las necesidades de las personas que consumen información.